jueves, 20 de agosto de 2015

Gases y Acidez: Remedios Naturales

El pH de nuestro organismo debe ser ligeramente ácido, sin embargo, cuando hay mínimas variaciones de nuestro pH es posible que experimentemos síntomas asociados a una acidosis tales como insomnio, mal aliento, dientes sensibles a ácidos, retención de líquidos, presión arterial baja, estreñimiento y/o diarreas, sudor ácido, etc.

Una acidosis grave, puede tener consecuencias fatales, sin embargo, en la mayoría de los casos, nuestro cuerpo por sí solo, es capaz de regular el pH, manteniéndolo en los valores normales.

Tipos de acidosis

Se pueden identificar dos tipos de acidosis, tales como la respiratoria y la metabólica.

  • Acidosis respiratoria: Ocurre como consecuencia de la incapacidad de los pulmones para eliminar el dióxido de carbono. Por lo general condiciones como el asma, obstrucción de vías respiratorias y bronquitis pueden conducir a acidosis respiratoria desde leve a grave.
  • Acidosis metabólica: Se produce cuando existen cambios químicos en el organismo que alteran el pH del cuerpo, provocando un exceso de acidez. Algunas condiciones que se relacionan con la acidosis son la diabetes, problemas renales, enfermedades metabólicas, o el consumo excesivo de aspirina. Otros factores de riesgo más comunes son el estrés, la obesidad, una alimentación inadecuada, problemas hepáticos así como las úlceras gástricas.
Recomendaciones dietéticas

Siendo la dieta un factor desencadenante para problemas gástricos como acidez estomacal y gases, es muy importante realizar algunos cambios en nuestra alimentación.

  • Incluye frutas y verduras crudas: Son fuente de nutrimentos y fibra, lo que nos ayuda a mejorar nuestra digestión. Las frutas recomendadas son las cítricas, la banana, peras, fresa y manzanas, por otro lado, se debe evitar el exceso de frutas como la ciruela, el mango, higos, etc.  Las verduras  recomendadas son todas exceptuando las que generan flatulencias tales como la coliflor, col, pepinos y rábanos. Se recomiendan crudas, ya que de esta forma contienen más de sus propiedades.
  • Reduce o mejor elimina el consumo de proteínas de origen animal: La dieta moderna suele ser rica en alimentos de origen animal, la carne cuenta (supuestamente) con gran importancia en nuestra alimentación, no obstante, se recomienda evitar el exceso o mejor eliminarlo ya que este puede acidificar nuestro cuerpo. Existen otras fuentes de proteínas vegetales, tales como semillas como las nueces y almendras, y las legumbres, sin embargo, en el caso de alubias o frijoles es mejor evitar cuando existen gases hasta que las molestias pasen. En cuanto a las carnes, es mejor elegir las carnes blancas como la de aves y el pescado.
  • Mastica bien: La digestión empieza desde la boca, y malos hábitos a la hora de comer pueden provocar una mala digestión, muchas veces comemos con rapidez, desafortunadamente, cuando hacemos esto, tragamos mucho aire y los alimentos no los masticamos bien, expertos recomiendan que mastiquemos cada bocado alrededor de 30 veces.
  • Evita las gaseosas: Las bebidas gaseosas además de ser ricas en azúcares simples pueden inflamarnos, por lo que se desaconsejan completamente, es mejor consumir agua natural o bebidas ligeras a base de zumos de frutas naturales.
  • Evita las comidas con exceso de grasa: La grasa puede ser muy indigesta, especialmente grasas trans y saturadas, se recomienda evitar su consumo. Es aconsejable preferir métodos de cocción bajos en grasa tales como hervir, asar, o cocinar al vapor, por otro parte, debemos evitar métodos de cocción ricos en grasa como los fritos y rebosados.

Remedio con Cilantro

Un remedio natural contra la indigestión y los gases, consiste en consumir una cucharadita de semillas de cilantro o de hojas secas de cilantro en una taza de agua hirviendo, dejando reposar alrededor de 5 minutos. Puede ser media hora después de tomar nuestros alimentos, puedes tomar hasta dos tazas al día.

Pimienta negra

Es un remedio contra los gases, pero no se recomienda en casos de acidez, pues puede agravarla. Se recomienda utilizar un media cucharadita de pimienta negra triturada en una taza de leche en tragos pequeños durante lo largo del día.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato es un recurrido remedio para combatir la acidez debido a su naturaleza alcalina que ayuda a neutralizar el ácido, incluyendo el ácido que produce nuestro estómago, también puede funcionar para combatir los gases. Se aconseja consumir media cucharadita de bicarbonato en un vaso de agua y consumir diariamente hasta que las molestias desaparezcan, se pueden añadir unas gotas de zumo de limón natural.

Semillas de hinojo

Se tratan de semillas que son excelentes para tratar la indigestión y gases, además son muy fáciles de incluir en nuestra dieta, sólo tenemos que triturar media cucharadita de semillas tostadas de hinojo, y añadirlas en agua tibia, consumir  dos veces al día.

Precaución

No se recomienda utilizar estos remedios por periodos prolongados, pues la acidez o indigestión que no cesa puede ser signo de alguna patología, de forma que si no existe mejoría luego de hacer cambios dietéticos o recurrir a estos remedios, es aconsejable consultar con su médico.

Visto en BioManantial
Dicto Cursos, Talleres y Seminarios personalizados y grupales sobre los temas publicados.

Atiendo consultas sobre trastornos Físicos y Emocionales y realizo tratamientos con:

Acupuntura, Terapia Neural, Homeopatía, Quiropraxia, Fitoterapia, Radiónica, Laserterapia, Cromoterapia, Visualización Creativa, Sanación Cuántica, Terapia de Regresión, Armonización de Chakras y Equilibramiento del Campo Energético.

Si vives en Tunja, Bogotá o Tenjo (Colombia) pide YA un turno a los celulares: 3153232822 / 3003121747 o envía un correo a: bioterapeuta@outlook.com

Si consideras ÚTIL ESTA INFORMACIÓN; compártela con tus amistades y familiares.