domingo, 17 de abril de 2016

¿Es peligroso tomar suplementos?

En lo personal pienso que los profesionales de la salud deberíamos ir más allá de las simples calorías y la típica alimentación balanceada. La industria de la suplementación es una mega industria que factura aproximadamente unos 25 mil millones de dólares al año, una cantidad enorme de dinero que no se puede pasar por alto. En lugar de continuar diciendo que ninguno sirve, que nadie los necesita o que estas empresas se están enriqueciendo de forma antiética, preferí ir detrás del telón. Viéndolo desde este punto de vista, ¿será importante detenerse a estudiar los suplementos nutricionales?

Con este artículo no pretendo imponer mi verdad o atacar algunas ideas arraigadas. Simplemente comparto lo que he descubierto desde que decidí investigar sobre el misterioso mundo de la suplementación nutricional. También invito a ir más allá y no quedarse con esta información. Mi intención es que investigues más si te ha llamado la atención algo. No conozco todos los suplementos que existen en el mercado porque mientras estás leyendo esto están apareciendo otros nuevos y otras marcas. Recuerda, son 25 mil millones de dólares. Hay mucha demanda por parte de la población porque siempre queremos algo mágico que nos de resultado sin tanto esfuerzo... y aquí es donde entran muchas empresas a aprovechar las emociones.

Hemos llegado a un punto muy interesante y te confieso que yo era uno de los que pensaba que todos los suplementos eran seguros y que no representaban un peligro para la salud. En otras palabras, ¿qué daño puede hacer tomar un suplemento de complejo B si el cuerpo absorbe lo que necesita y el resto lo expulsa por la orina?

Otro ejemplo sería el omega 3. Éste es un suplemento muy en boga hoy en día por prevenir muchas enfermedades cardiovasculares y nerviosas (previniendo Alzheimer, déficit de atención y ciertos casos de depresión). No obstante, existen infinidad de empresas que lo fabrican.

El primer problema viene cuando recomiendo el de determinada marca sin conocer siquiera que además de omega 3 contiene metales pesados como plomo y mercurio que pueden alterar el sistema nervioso central y compuestos derivados de la acetona que pueden causar malestar gástrico. ¿Pero necesitas omega 3? Sí. ¿El que sea sin importar la empresa que lo produzca? No. ¿Vas captando mi punto? Como te habrás dado cuenta con el ejemplo del omega 3, no todos los suplementos o marcas de éstos son benéficos para la salud. El primer problema es que los suplementos no están regulados por la FDA (organismo encargado de la supervisión y administración de drogas y alimentos en Estados Unidos). Lamentablemente se considera que todos los suplementos son benéficos hasta que se demuestre lo contrario, y es por esto que no tienen que pasar por casi ninguna regulación y no tienen ninguna norma muy específica antes de salir al mercado. ¿Te suena peligroso?.

El segundo problema es que ni el productor ni el vendedor están en la obligación de informar sobre los efectos secundarios que pueda tener dicho suplemento, aun cuando se sepa que el componente que se está usando posea efectos secundarios. Esto significa que la información de las etiquetas, volantes y propagandas o cualquier información que se de, no necesariamente sea cierta, ya que el productor puede decir que el suplemento ayuda para lo que sea, porque simplemente no tiene que demostrarlo. Un ejemplo de esto es la famosa Nuez de la India, la cual se promociona como un excelente producto para la pérdida de peso y se comenta sobre todos sus beneficios. Sin embargo, no se comenta sobre todos los efectos secundarios que se pueden tener y que ya están demostrados, como por ejemplo que es un potente laxante y que puede producir deshidratación severa. Lo mismo ocurre cuando no comentan los efectos que pueden tener los suplementos con relación a los fármacos. Se sabe que muchas hierbas tienen interacciones potentes con ciertos fármacos pero tampoco están en la obligación de comentarlo en la etiqueta.

El tercer problema es que tampoco se sabe mucho sobre la interacción entre muchas hierbas. Los suplementos nutricionales que contienen demasiadas hierbas son riesgosos porque no se sabe qué pueda pasar. ¿Cómo puedes saber el efecto de determinada hierba por separado si tienes muchas combinadas? Ningún componente actúa de forma individual sino de manera conjunta. Si se está realmente seguro del efecto del té verde, por ejemplo, ¿por qué combinarlo con boldo, piña, melisa y demás?. 

El cuarto problema es que la cantidad de ingredientes que dice la etiqueta puede ser diferente a la que tiene el producto. Algunos expertos alegan que un 25% de los suplementos que están en el mercado no contienen exactamente los suplementos que dice la etiqueta. Algunos productos pecan por exceso y otros por defecto. Incluso se sabe que algunos productos solo tienen el 3% del ingrediente que dice la etiqueta.


El quinto problema es que los suplementos pueden estar contaminados con metales pesados (como el caso del omega 3 y el mercurio), pesticidas, fármacos y otras sustancias. Un ejemplo de esto son algunos suplementos de té verde. Normalmente se indica este suplemento por la cantidad de catequinas que se obtiene, pero se sabe que mucho de sus suplementos sólo tienen un tercio de la cantidad de catequinas que especifica la etiqueta, lo que significa que uno estaría consumiendo mucha menos cantidad de estos antioxidantes de lo que uno cree. Y en el caso contrario, en Estados Unidos en el 2.010, un poco más de 100 personas se enfermaron por consumir un suplemento que tenía 200 veces más selenio de lo que decía su etiqueta. Por ejemplo es que las hierbas en general tienden a captar mucho plomo del ambiente cuando son cultivadas. Entonces, cuando se hacen suplementos a partir de estas hierbas, lo que se hace es concentrar todos sus componentes, incluyendo los metales pesados. Y el inconveniente es que muchos suplementos sugieren que se consuman hasta 12 cápsulas de estas hierbas para que se obtengan todos sus beneficios, pero adivina qué... también se estaría consumiendo toda la cantidad de plomo que estaría contenido en éstos.

Para finalizar, muchos suplementos "naturales" para bajar de peso están contaminados con potentes fármacos que pueden ser anfetaminas, tranquilizantes y antidepresivos. El problema con estos suplementos es que pueden producir falla renal, falla hepática, ataques cardíacos y dependencia. Pero el problema mayor es cuando los contaminan con poderosos "análogos". Los análogos son sustancias similares a los medicamentos de prescripción médica pero con un ligero cambio en su estructura química. Esto lo hacen por dos razones: para abaratar costos y para que no puedan ser detectados por las revisiones que hace la FDA, lo que quiere decir que ninguna de las dos razones son en beneficio del consumidor. Si crees que estos problemas solo se ven en Argentina, Colombia, Venezuela y el resto de Latinoamérica lamento decirte que estas normas y regulaciones se aplican a todos los países incluido Estados Unidos. Así que ya sabes que no todos los productos provenientes de este país son del todo sanos. Recuerda que si vas a consumir algún suplemento debes consultar con un profesional capacitado para que te pueda asesorar.

Ahora bien, seguramente esperabas que te dijera si era seguro consumir suplementos o no, sin extenderme tanto. El problema es que no se trata acerca de decirte sí o no y que creas ciegamente en mi. El problema es que luego de haber leído todo este artículo puedas llegar a tus propias conclusiones, pero esta vez con bases y no como solía hacer yo cuando era estudiante: decir que ninguno funciona porque es más fácil que aprenderse todo ésto, y porque me daba pereza buscar información. O peor aún, decirle a alguien que puede tomar cualquier suplemento sin importar la marca, simplemente porque es antiético enamorarse de una marca en particular. Como puedes darte cuenta, el tema de la suplementación no es tan fácil como se piensa o decirle a alguien: "consume vitaminas y ya". Por otro lado, está el tema de abastecimiento en el país en el que debemos trabajar con los recursos que tenemos, sin dejar de garantizar la salud a los pacientes.

Espero que te haya servido esta información y recuerda compartirlo con otras personas que pueda interesarle. Si tienes preguntas acerca de un suplemento en particular puedes escribir en los comentarios de abajo. Si te gusta alguna marca en particular, podemos debatir. Pero por favor, no digas que no necesitas algún suplemento, o que ninguno funciona o que todas las empresas que los fabrican están para aprovecharse del bolsillo de uno.
Dictamos Cursos, Talleres y Seminarios personalizados y grupales sobre los temas publicados.

Atendemos consultas sobre trastornos Físicos y Emocionales y realizamos tratamientos con:

Acupuntura, Terapia Neural, Homeopatía, Quiropraxia, Fitoterapia, Radiónica, Cromoterapia, Visualización Creativa, Sanación Cuántica, Terapia de Regresión, Armonización de Chakras y Equilibramiento del Campo Energético.

Informes en Concordia (Argentina) celulares: (345) 154249785 - (345) 154084655 Fijo: (345) 4215373
En Bogotá o Tunja (Colombia) enviar SMS a los celulares: 3003121747 - 3153232822
Viber: +543454249785
Skype: german.lancheros32
Nuestro correo: bioterapeuta@outlook.com

Si consideras ÚTIL ESTA INFORMACIÓN;
compártela con tus amistades y familiares.